EL JUGUETE DE MIS SUEÑOS

EL JUGUETE DE MIS SUEÑOS
¿CUÁL ES EL JUGUETE DE TUS SUEÑOS?

jueves, 19 de marzo de 2015

JUGAR Y LOS JUGUETES SON IMPRESCINDIBLES PARA LOS NIÑOS (Y MAYORES)

“En mi casa he reunido juguetes pequeños y grandes, sin los cuales no podría vivir. El niño que no juega no es niño, pero el hombre que no juega perdió para siempre al niño que vivía en él y que le hará mucha falta.” Pablo Neruda.

No sabemos si es culpa de los padres, de los profesores, de la sociedad o de la tecnología, pero lo que es cierto es que los niños están saturados de extraescolares y deberes, y el tiempo de juego se ha reducido hasta casi su eliminación. Además, el poco tiempo de ocio del que disfrutan los peques de la casa, se evapora entre tablets, consolas y TV, que no queremos decir que no sean juguetes válidos, pero la mayoría de las veces se utilizan como herramienta de “paz para los padres”, en vez de “juego para los niños”. En definitiva, el niño español no tiene tiempo para jugar. Para imaginar. Para crear. Nos resulta muy preocupante.




No queremos comprender que jugar es un lujo, y el tiempo corre en nuestra contra.



Cuando asisto a una conferencia empresarial y observo que, los gurús del éxito en la empresa, incentivan novedosas metodologías basadas en el juego, con el fin de crear estrategias innovadoras empresariales, me lo creo y lo apoyo, pero la realidad es que esos mismos gurús conferenciantes, hace años que no juegan con sus hijos, porque suelen llegar muy tarde a casa, día tras día.



La emoción de jugar, crear, inventar, disfrutar con los juguetes de antaño o no, debe ser patrimonio de cualquier niño, y esto lo saben asociaciones como Juguete Terapia https://www.facebook.com/jugueteterapia Un juguete una ilusiónhttp://www.unjugueteunailusion.com/ ¡Ningún niño sin juguete! Abanderan estos últimos con toda la razón y nuestro apoyo.

Juguemos siempre para conservar nuestra creatividad.

Los padres de hoy, no seríamos quienes somos sin el tiempo de juego que tuvimos y que, algunos, tienen todavía, aunque de adultos lo llamemos: hobby.  Existe una prueba irrefutable, las rediciones de juguetes que van dirigidas a los niños, como consumidor final y a los padres, como prescriptores del producto, porque realmente fuimos nosotros los que disfrutamos de esos juguetes y deseamos que lo hagan nuestros hijos. La nostalgia es una herramienta de venta eficaz cuando se trata de juguetes. Asociamos estas marcas con momentos de juego y, por tanto, con muy buenos recuerdos. Algunos ejemplos claros son: Las Barriguitas de Famosa, Pin y Pon de Famosa, El Fuerte de Comansi, El Barco Pirata de Playmobil, Scalextric, Madelman, Monopoly, Mi Pequeño Pony de Famosa, por citar algunos.

Ahora, ¿vas a decir a tus hijos que estudien más y que jueguen menos?

AMM